mb

Londres los desecha, pero la CDMX los compra

Además van a necesitar combustible importado.


 

 

La primera ministra británica, Theresa May, visitó el miércoles 23 de agosto la planta de Alexander Dennis en Guildford, condado de Surrey, al sur de Inglaterra donde se fabricarán parte de los autobuses que compró la Ciudad de México y correrán en Paseo de la Reforma, otro lote será fabricado en Falkirk, en Escocia.

La derrama económica para el fabricante Alexander Dennis representa 44 millones de libras esterlinas, 1,012 millones de pesos al tipo de cambio de hoy de 23 pesos por libra por 90 autobuses rojos con motor Enviro500 a diésel con la última tecnología anticontaminante, pero estos motores van de salida en la propia ciudad de Londres.

 

 

El fabricante recibió apoyos del gobierno británico para ganar el contrato y comenzar a fabricar los buses.

Los capitalinos se transportarán con estilo y confort por el Paseo de la Reforma, que será como el Mall de Londres, sin embargo, la ciudad no está hecha para estos vehículos, al menos Reforma, y se decidió por el motor a diésel en vez del eléctrico que produce cero emisiones. Además, el combustible que usan no lo produce Pemex y tendrá que ser importado del mismo fabricante británico a un alto costo.

 

 

Por: Luz del Alba Belasko.